Sífilis: enfermedad de transmisión sexual causada por una bacteria

Según datos obtenidos recientemente, se dice que la mitad de la población sexualmente activa se encuentra contagiada por alguna enfermedad de transmisión sexual y que a en ocasiones son asintomáticas de tal forma que pasan desapercibidas, y si no se tratan a tiempo pueden causar graves consecuencias a largo plazo.

La sífilis, también conocida como Lúes, es transmitida a través de una batería denominada Treponema Pallidum. Esta enfermedad alterna periodos en los que las manifestaciones son atractivas, puesto que en periodos de latencia en los que la enfermedad solo es detectable mediante pruebas sanguíneas.

En forma de lesión

En cuanto a la Sífilis Primaria la lesión tiene forma de chancro. Se trata de una herida que tiene forma de úlcera, de fondo limpio, redondeada, indurada e indolora, que aparece en los genitales externos, pero a veces también puede aparecer en la vagina, precisamente en el cuello del útero o en la región anal.

Esta lesión se acompaña de adenopatías regionales que son bilaterales, móviles, duras e indoloras. Por otro lado también existe la Sífilis en donde la etapa es secundaria, éste aparece entre 6 semanas y 6 meses tras la lesión primaria y es consecuencia de la diseminación de la bacteria.

Afecta a las manos y a los pies

Lo más común es que se presente como una erupción superficial generalizada sin picor y asimismo afecta a las plantas de los pies y a las palmas de las manos. En ocasiones, puede generar fiebre, adenopatías generalizadas, fiebre, malestar general, condilomas planos, placas de alopecia parcheada y muchos más.

En cuanto a la sífilis latente, no aparecen síntomas, pero sí se puede detectar una infección mediante análisis específicos. Puede durar toda la existencia o años. Se divide en sífilis latente precoz y sífilis latente tardía.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on PinterestShare on LinkedInShare on TumblrEmail this to someonePrint this page

Comentar

Comentarios